Seleccionar página

Kilroy es una marca con un mensaje y una historia que contar al mundo. Está inspirada en James J. Kilroy, un trabajador de un astillero de Quincy, Massachussets, allá por los años 40. Su labor consistía en revisar los navíos que allí se fabricaban. Pero había algo que le diferenciaba del resto: su creatividad, su capacidad para añadirle su sello a un oficio impersonal.

Se le ocurrió firmar en la chapa de cada barco con su mano pintada y una frase en mayúsculas: KILROY WAS HERE (Kilroy estuvo aquí). Los soldados estadounidenses no tardaron en hacerla suya. su huella viajó por todo el mundo, convirtiéndose en el primer graffiti de la historia. Nadie le había visto y todos se preguntaban quién era ese tal Kilroy.

Una historia que demuestra que la creatividad puede superar cualquier frontera. Que no hay nada más especial que ser uno mismo. Es la historia de un hombre humilde que gracias a su sello se convirtió en una leyenda que sigue viva. Que viajará contigo allá donde vayas porque, desde ahora, tú formas parte de la leyenda.

Contacto

5 + 13 =